Search
  • ZAC

APUNTES SOBRE LAS LEYES UNIVERSALES

Updated: Aug 8, 2019

Estas leyes han existido, existen y existirán; los principios que rigen en el Universo son eternos e inmutables.

El punto donde el cielo y la tierra se tocan

Para el común denominador o masa crítica, es casi incomprensible el solo llegar a contemplar la idea de leyes perpetuas; lo anterior obedece a que estamos acostumbrados a rotar la dirección de las leyes según la conveniencia de quien esté de turno para estimularla, y consecuencia de esto complacerá más a unos, esto quiere decir que lo que antes era válido, de súbito deja de serlo. Lógicamente las leyes establecidas por el hombre dejan mucho que desear, y tal vez el punto más crítico sea el hecho de hacernos creer que -por estar estipuladas en textos y porque su esencia así lo dicte- ellas funcionan homogéneamente para todos y cada uno de los mortales. En el caso de las leyes y principios naturales y universales la ecuación es proporcionalmente divergente, ya que para ellas es ininteligible si el ser está inclinado a determinado credo, o pertenece a determinada raza, estatus social, edad, sexo, si es poderoso o vive de lo que la gente de buena Fe le pueda dar, etc, etc. Nos abrigan a todos, sus designios se ejecutarán imperiosamente sean estos favorables o no, querámoslo o no; sin género de ninguna duda, harán su efecto en el momento en que así deban manifestarse.

Dichas leyes están divididas de la siguiente manera: tres básicas, siete funcionales y dos complementarias y los principios derivados de cada una de ellas.

Veamos pues en términos de conocimiento general, mas no de profundo análisis, cuáles son estos postulados inmutables, ya que la idea aquí, es que el lector interesado tengo un hilo como el creado por Ariadna para sacar a Teseo en el "Laberinto de Creta", el cual pueda desenrollar para finalmente salir al conocimiento de las leyes que lo han regido, lo rigen y lo seguirán rigiendo a lo largo de la eternidad. (Me remitiré a ellas de manera textual.)

En el taller de Zac, se podrá ver cómo trabajan estas leyes sobre las problemáticas personales.


1.- Ley del Amor Universal.


El basto Universo es movido por una fuerza magnética, pasiva y flexible, la cual es la responsable de dar impulso a la fuerza activa que conduce la vida. Esa acción de impulsar la actividad y la vida se le llama Amor. Amor es dar e impulsar, y todo lo que se haga bajo el efecto de principio estará en armonía con el Amor Universal, por lo cual todo fluirá.


2.- Ley de la Evolución de la Conciencia.


El propósito de la existencia es permitir la evolución de la conciencia. La conciencia es la capacidad que tiene el ser humano de conocer y reconocer la realidad, tanto la de su escencia espiritual como la de los medios materiales que la sirven para manifestarse en el plano material.

Si un individuo humano es incapaz de reconocer esta realidades -material y espiritual- se dice que vive en la inconsciencia, y esta ley se encarga de forzarlo a conocerlas y aceptarlas por medio de las experiencias dolorosas, que son el único e ineludible medio de tomar consciencia.

Cuando un espíritu individualizado, como lo es el individuo humano, toma un nuevo cuerpo físico, lo hace para continuar evolucionando en consciencia. Toda la existencia física es una escuela cuyo propósito es proveer al individuo humano de la enseñanza dolorosa necesaria para la evolución de su consciencia de la realidad material y espiritual.


3.- Ley del Mentalismo.


Todo ser humano posee el poder de la creatividad, y su mente es el instrumento generador de ideas e inspiraciones constructivas, que pueden llegar a concretarse, a manifestarse y a materializarse. Pero el acto creativo humano, debe estar necesariamente en armonía con el acto creativo natural, para que la criatura no se revierta y destruya a su creador. El acto creativo es un acto de transformación de algo inmaterial (ideas) que luego se tornan en algo material (materialización).


4.- Ley de la Integridad.


Todo lo que existe en el Universo es eterno e infinito.

El espíritu es lo Crístico y la materia que es lo cósmico, son lo eterno y lo infinito que conforman el Universo, y sea en forma primordial o en forma organizada, siempre han existido, existen y existirán, porque en el Universo nada se crea, nada se pierde todo se transforma.

Cuando los elemento se organizan para constituir y construir las estructuras materiales sean estas organicas o inorganicas, todas requieren de la participación del espíritu para que les aporte la chispa de vida que les permita entrar en actividad. Cumplido el ciclo correspondiente que le corresponda vivir a cada estructura, el espíritu se retira y la estructura se desintegra y transforma de nuevo en los elementos primordiales que la integraron. A este proceso de transformación le llamamos muerte, pero en realidad es solo un cambio de una condición a otra, y a la espera de que comience un nuevo ciclo donde el espíritu vuelva a dar la chispa de vida a una nueva estructura que se organiza a partir de los elementos primordiales.


5.- Ley de la Jerarquía suprema.


Lo consciente gobierna sobre lo inconsciente. Lo superior por consciente gobierna sobre lo inferior, por inconsciente. Lo superior consciente actúa con Amor, justicia y compasión, hacia lo inferior inconsciente. Lo inferior inconsciente guarda res[eto, admiración y subordinación hacia lo superior consciente.

Cuando el orden evolutivo se invierte, y lo inferior inconsciente pasa a gobernar lo superior consciente, el irrespeto, el desprecio y la insubordinación por lo superior consciente hace que lo instintivo y sin control prevalezca, y el desorden y la anarquía se establezcan. A mayor anarquía y desorden reinen, mayores experiencias dolorosas deben experimentar los inconscientes para que la autoridad, el orden y la jerarquía sean restablecidos.


6.- Ley de Causa y Efecto.


Toda causa o hecho produce una consecuencia, toda acción u omisión produce una reacción.

La ley de causa y efecto y su principio de la responsabilidad personal, establecen que todos somos responsables en forma personal e individual, de todo lo que nos sucede o experimentamos, en virtud de la compensación que debemos cumplir por el ejercicio de nuestro libre albedrío en nuestras acciones u omisiones.

El Universo se mantiene en armonía y equilibrio, por el principio de justicia y compensación, el cual establece la reencarnación como el instrumento natural que permite a través de la experiencia dolorosa la expiación por los daños causados a otros, mediante el aprendizaje y la toma de consciencia a través de la experiencia y vivencia en carne de dichos daños.


7.- Ley de la Vibración o del Movimiento Vibratorio u Oscilante.


En el Universo, todo vibra, todo esta en un perenne movimiento oscilante entre la actividad y el reposo, y esa oscilación produce luz, calor, y vida. Una vida que se manifiesta desde lo elemental, inanimado e inconsciente, hasta lo superior, animado y consciente, es el espíritu que vivifica.

La fuerza o potencia de esta energía oscilante establece límites extremos de actividad o reposo llamados polos.


8.- Ley de la Polaridad.


Todo en el Universo tiene dos aspectos, dos polos, dos extremos. Y un aspecto siempre contiene al otro en mayor o menor medida, y el uno no puede existir sin el otro. A esta dependencia mutua se llama dualidad, y significa que todo lo que existe, se concreta, se manifiesta o se materializa en el Universo, tiene su contraparte, y no es posible asumir una excluyendo la otra. Por lo que surge la necesidad de encontrar un equilibrio entre ambas para que exista armonía.


9.- Ley del Ciclo.


En el Universo todo es cíclico, todo cambia y se modifica en un constante flujo y reflujo, ascenso y caída, avance y retroceso, luz y oscuridad y todo esto obedece a un ritmo y a un tiempo: tiempo de nacimiento, tiempo de crecimiento, tiempo de declinación y tiempo de muerte o transformación y al final todo retorna a su origen. Esta Ley nos enseña la importancia de la previsión y la provisión, cuando actuar y cuándo parar, y lo más importante de todo: debemos entender que todo cambia, nada es permanente.


10.- Ley de la Retribución Universal.


Todo lo que recibe está en el deber de dar y todo lo que da esta en el derecho de recibir.

El hecho de dar, sin esperar recibir algo a cambio, es un acto de Amor. El hecho de recibir, sin esperar dar algo a cambio es un acto de avaricia.

La generosidad hace crecer y expandirse, la avaricia hace disminuir y contraerse.

La naturaleza retribuye al que da, con mucho mas de lo que da, y le quita al que recibe con mucho más de lo que recibe. Por ello el que da siempre tendrá, y el que solo recibe, siempre le faltará.


11.-Ley de la Generación.


La vida y la existencia se preservan infinitamente por la interacción de los principios femenino y masculino. La materia, que es eterna en su esencia primordial y finita en su materialización, se torna infinita y se perpetúa a través de la fuerza generadora de la bipolaridad de lo masculino y lo femenino, tanto en lo orgánico como en lo inorgánico.

No hay continuidad ni permanencia de la existencia si no se produce actividad de generación que la perpetúe. Es precisa la concepción permanente de mundos, ideas, sentimientos, galaxias, seres vivos, para que la naturaleza pueda cumplir su plan evolutivo.


12.- Ley de la Correspondencia:


Como lo dejó en claro Hermes en su doctrina, "Como es arriba es abajo", como es adentro es afuera, la ley de la correspondencia, permite comparar y deducir el funcionamiento de todo lo que existe en la naturaleza, porque e macrocosmos y el microcosmos, el Universo y el hombre, solo difieren proporcionalmente en tamaño y extensión pero son análogos en su funcionamiento, y de la forma que funciona la naturaleza así mismo funciona el hombre, las leyes naturales de arriba se cumplen abajo, las leyes naturales de abajo se cumplen arriba, porque todas son una, y todo lo que se genera dentro de nosotros, se verá reflejado fuera de nosotros y viceversa. Todos somo uno y el uno somos todos.


Estas son las doce leyes -en lo que respecta a mi conocimiento- que rigen y mantienen el orden tanto en el Macrocosmos como en el Microcosmos. Como se manifestaba al inicio de este ensayo, todos estos decretos de una u otra manera caen con todo su peso cumpliendo con su misiva , no antes, no después, sino en el momento y el lugar justo donde, según el designio divino le manifieste debe expresarse para mantener el ordenado fluir de la evolución de la vida en todos sus aspectos y planos dimensionales.





14 views
  • White Twitter Icon

© 2023 by AZ.

Buenos Aires, Argentina